No a la suspensión de Venezuela del Mercosur

En el día de hoy los gobiernos de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay han realizado un brutal ataque a la integración regional al suspender del Mercosur a Venezuela y privarla de sus derechos plenos en el bloque.

Esto significa un ataque al pueblo venezolano, a las autoridades de ese país, al Mercosur como herramienta de integración de los pueblos y al proceso de integración en su conjunto.

La decisión de suspender a Venezuela no tiene ninguna base legal ni legitimidad y ha sido inventada con el único objetivo de aislar a un gobierno popular y golpear el proceso de integración de la Patria Grande que se consolidó en la última década, a partir del NO al ALCA que impulsaron los compañeros Néstor, Lula y Chávez en la cumbre de Mar del Plata en 2005.

Desde el Movimiento Evita repudiamos esta decisión, llamamos a la movilización y expresamos nuestra absoluta solidaridad con el pueblo y el gobierno venezolano porque estamos junto a los compañeros y compañeras bolivarianxs y defendemos la integración regional como herramienta para el desarrollo con justicia social frente a los gobiernos que benefician a las grandes trasnacionales y al capital financiero.

Venezuela es Mercosur y será Mercosur siempre.